Cuidado de la mamá y el bebé
Cuidado de la mamá y el bebé

La importancia del sueño

Los primeros meses con su recién nacido puede ser muy agotadores, de modo que es importante que los padres también traten de dormir lo suficiente.

Los nuevos padres pueden perder entre 400 y 750 horas de sueño en el primer año del bebé. Las buenas noticias son que hay algunas cosas que puede hacer para que la vida sea un poco más descansada, para todos.

La mayoría de los padres primerizos quiere mantener cerca al bebé en las primeras semanas. Un moisés o una cuna pequeña son ideales, ya que puede moverse por la casa y así el bebé pueda estar donde usted está.

Se recomienda que los bebés duerman en la habitación de sus padres durante los primeros seis meses, en una cuna. Sin embargo, después de las primeras semanas, se podría sentir un poco más relajada con respecto a dejar dormir a su pequeño en otra habitación. Permanecer conectada con su bebé cuando no están juntos es muy importante y es ahí que un buen monitor para bebés puede ser de gran utilidad.

Permanecer conectada incluso cuando usted no está con su bebé

Los monitores para bebé le permiten vigilar al bebé incluso cuando no puede verlo. La variedad de monitores de Philips Avent permiten que los padres estén más tranquilos. No solo puede saber cuando el bebé llora, sino que puede hablarle y calmarlo con su voz.

Los monitores también le informan la temperatura y la humedad de la habitación del bebé. El sueño y relajo del bebé pueden verse afectados fácilmente incluso por las variaciones más ligeras en el clima, ya que los bebés no son capaces de regular de manera eficaz la temperatura de su cuerpo. Los más recientes monitores DECT le permiten vigilar la temperatura y los niveles de humedad desde cualquier parte de su casa y verificar que la habitación del bebé sea cómoda y saludable.

Cómo introducir una rutina

Para algunos bebés resulta más fácil que otros tranquilizarse. Introducir una rutina de sueño como una habitación oscura, alguna canción de cuna y una bolsa de dormir en lugar de sábanas y mantas realmente puede ser de ayuda. Un chupón también ayudará. Los bebés tienen un fuerte instinto de succión y esa simple acción puede relajarlos.

Ayude a su bebé a dormir, pero anímelo a “dormirse” solo, al decirle buenas noches y salir de la habitación en silencio. Vuelva a calmar a su bebé si es necesario, pero salga de la habitación antes de que su bebé esté completamente dormido. Gradualmente, encontrará más fácil calmarse solo. Un bebé que sabe cómo dormirse solo casi siempre se queda dormido más temprano en la noche, ya que le es más fácil volverse a dormir. La mayoría de los bebés pueden dormir de 10 a 12 horas durante toda la noche a los 6 a 7 meses aproximadamente.

Puede tomarle un poco de tiempo aprender buenos hábitos de sueño, pero persevere y verá los resultados.

Tenga presente que la información contenida en estos artículos se entrega solamente como consejo general y de ninguna manera sustituye la asesoría médica profesional. Si usted, su familia o su hijo tienen síntomas o alguna condición grave o persistente, o necesita atención médica específica, busque asistencia médica profesional. Philips Avent no es responsable de daños que resulten del uso de la información proporcionada en este sitio web.

Productos relacionados

Consejos relacionados

los primeros dientes del bebé

los primeros dientes del bebé

Sugerencias importantes para ayudar a dormir a su bebé

Sugerencias importantes para ayudar a dormir a su bebé

Sugerencias para la hora de comer del niño

Sugerencias para la hora de comer del niño

Alimento para bebés y niños: una dieta balanceada

Alimento para bebés y niños: una dieta balanceada